Pages

13 de octubre de 2015

Investigación derribo MH17 de Malasia Airlines



Después de un período  de 15 meses de investigaciones sobre las posibles  causas  que provocaron la caída del vuelo MH-17 de Malasia  Airlines, las autoridades de la junta de seguridad holandesa que investigaron el siniestro, han emitido su informe final, confirmado que del B-777-200 ER malasio fue derribado por un misil que mató a los  283 pasajeros y 15 tripulantes que se encontraban a bordo de la aeronave, como se sabia desde al principio.

De acuerdo al informe, un misil disparado desde tierra que estalló fuera del avión, en la parte izquierda del fuselaje, pero la metralla contenida en el misil impacto el avión   provocando el el aparado se partiera en varios pedazos, desintegrándose mientras caía a tierra desde una altitud que rondaba los 40,000 pies, causando  la muerte de todas las personas a bordo. Según los investigadores, las características del artefacto disparado, son similares a las características de los misiles tierra aire Buk, de fabricación rusa, que se disparan desde plataformas móviles en tierra.

Como recordaran, el accidente del Vuelo MH-17 de Malacia, cuyos restos cayeron, aproximadamente, a 40 kilómetros de la frontera rusa,  provocó que las autoridades ucranianas y rusas se acusaron mutuamente en relación a la responsabilidad sobre este  siniestro que ocurrió en una zona en conflicto,  donde los vuelos por debajo de los 7,900 metros,  habían sido prohibidos precisamente, en el mes de julio de ese mismo año,  debido a los riesgos potenciales que presentaba la operación de  vuelos comerciales en la zona.    

El aparato había despegado del Aeropuerto de Ámsterdam Holanda, para completar  un largo  vuelo que lo llevaría a Kuala Lumpur, Malasia, en aproximadamente 15 horas de vuelo. Ni la aerolínea ni el pueblo malasio terminaban de recuperarse de desaparición del vuelo MH-370, que se desvaneció con 227 pasajeros y 12 tripulantes,mientras realizaba un vuelo desde Kuala Lumpur a Beijing, China,  el 08 de marzo de ese mismo año. El aparato desapareció cuando volaba  en el espacio aéreo limítrofe entre Malasia y Vietnam. 

La operación de vuelos comerciales en espacio aéreo donde se están desarrollando acciones bélicas, no es una opción.  En una oportunidad, una aeronave de CDA debió volar a Israel, donde se le haría un chequeo “D”. Los tripulantes que condujeron el vuelo están por ahí y tienen una interesante historia que hacer, cuando debieron desplazarse en el corredor especial de alta seguridad  que lo llevaría Tel-Aviv, después de dejar atrás a Atenas, la capital de Grecia.  

En la foto de Reuter, parte de la cabina del B-777-200ER de Malasia Airlines   

No hay comentarios: